Ir al contenido principal

I PROMISE MYSELF







He tardado 3 semanas pero por fin vuelvo a ser yo. Quizás porqué todo se ha precipitado muy rápido. Quizás porqué ya sea hora de despertar y de dejar las elecciones equivocadas a un lado. O quizás porqué las cosas suceden a su debido tiempo.



La noche del 22 de abril descubrí el Flow de la mano de Sophia. Tan sencillo como tirar una moneda al aire y no pensar demasiado las cosas. Caminamos por el Raval sin rumbo definido, sólo dejando que la vida nos sorprendiera, y lo curioso es que cuando la dejas nunca te defrauda. 3 lugares en los que nunca había estado, sentirse extranjera en mi propia ciudad, una gata negra sobre un mostrador capaz de sacar las uñas, un argentino con mucho en común con nosotras que sabía de Flow, un bar que parecía no tener ningún mérito con una caja de música escondida en su fondo, los mejores Mojitos desde hacía mucho tiempo y yo sintiendo que todavía soy capaz de sonreír. Una pared pintada con un "te quiero" y yo afirmando que sí, "que me quiero mucho". La noche de Flow fue mágica.


La tarde del 23 de abril paseé entre libros y rosas, sentí la ilusión, mi amiga escritora firmaba libros en Paseo de Gracia hablando de algo así como no haberse puesto bragas. Mi padre me regaló por primera vez en mis 31 años una rosa, y me emocionó. Mi madre un libro del último premio Nobel peruano sobre la época de la colonización, lo quiera o no lo quiera sigo unida a Sudamérica.


La mañana del 28 de abril fue diferente. Ese día inicié un viaje a Guadalajara, con mi familia, con esos que a veces obligo a estar lejos, 8 horas de viaje empapada de tristeza. Mi amiga se había ido por la mañana, para siempre, tanto dudarlo y ya nunca me despediría. Tengo que reunir el valor suficiente y escribirle una carta diciéndole todo lo que me ha dado sin que ella lo sepa, quiero creer que aunque no esté en este mundo le llegará el mensaje. Media hora antes de partir las lágrimas me resbalaban, que extraño ir a celebrar una boda cuando tendría que estar celebrando un entierro.



Todo esto me ha hecho pensar mucho, ha sido una llamada de atención a como estoy perdiendo el tiempo. Y tal vez la tristeza no la pudo frenar el día 29 de abril mi vestido azul eléctrico, ni ver a mi prima tan guapa, ni escuchar a un cura hablar de todo lo que mueve el amor y de cómo se reduce el mundo a su más pura esencia, ni ver, a mis tías todas juntas después de mucho tiempo, ni mi queridísimo primo recordándome que hay mucha gente a mi alrededor, ni bailar, ni embriagarme, ni sentirme tan querida, no el 29 de abril también lloré por mi amiga en medio de una celebración, pero hice una promesa, por ella, porqué se lo debo. Ya no voy a buscar culpables, voy a capturar la ilusión, voy a aprender a ser feliz, a cerrar puertas y a abrir ventanas, voy a reducir la complicación a su mínima expresión, voy a ser lo que siempre he querido, y después de todo esto, empiezo a reescribir el guión.


Allí donde estés, gracias por haber formado parte de mi vida.

Comentarios

  1. Ay Rebe... lo siento de veras, de verdad, que palo...

    Te mando un besazo y un abrazo enorme.

    En el nombre de ella tu tendrás una vida lo más feliz que se pueda, porque tu vida es preciosa, puedes verla?? Es naravillosa, te sonrie y solo espera a que vayas a abrazarla, tira ya esas maletas pesadas que sabes que te entorpecen el viaje.

    Lo sé lo sé ... debería aplicarme el cuento , en eso estoy.

    Pd: tu tb te has quedado en casa??

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Siento mucho lo de tu amiga. Escríbele esa carta. Yo raras veces dudo de que hsy algo más y de que los que nos dejan, nos esperan en otro lugar. Tiene que ser así. Estoy segura.
    Muchas veces deshacerse de mochilas del pasado es lo único necesario para poder seguir adelante y ser feliz. Tú puedes.
    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  3. SOPHIA lo sé, y quiero hacerlo lo mejor posible, es estúpido que tengan que suceder estás despedidas para que uno reflexione sobre la vida y se decida a poner orden.

    CLAIRE, sin duda escribiré esa carta, tengo que encontrar el ánimo y asimilar que sí es definitivo. La mochila ya más vacia.

    ResponderEliminar
  4. SOPHIA no, no me quede en casa, sali a pisar Barcelona y a creerme que el mundo puede ser maravilloso con poquito de fe. Gracias por el Flow.

    ResponderEliminar
  5. Lamento tu pérdida se que te afecta mucho, pero debes aprender de ello, encarar la vida y sacarle lo bueno, que lo malo, te llega sin que lo pidas.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Animo...
    Hay que seguir con el flow, me hace gracia el concepto. Las noches de lluvia en Barcelona hay que aprovecharlas.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. PILAR muchas gracias, tomo tu consejo, y estoy aprendiendo, lo malo viene solo, así que no hace falta buscarlo sin necesidad.

    RORSCHACH ya sabes que el concepto no es mío, pero a mí también me encanta, me lo quedo, para las noches de lluvia, de verano, de insomnio, de locura, de soñar...de lo que sea, a por ello voy.

    ResponderEliminar
  8. Siento mucho que hayas tenido que reaccionar por un motivo tan triste, y sí, quizá haya sido un poco más tarde de lo ideal, pero como bien dices, todas las cosas suceden a su tiempo y sólo cuando estamos preparados.

    Me ha gustado comprobar que todas las personas de tu entorno te han regalado algo - aunque no sea algo material como un libro o una rosa - y te haya servido para ser como eres hoy. Espero que no olvides tu promesa. Es una deuda contigo misma.

    Un besazo enorme!

    ResponderEliminar
  9. Hola Rebeca,
    lo siento mucho lo de tu amiga, espero que estés mejor a día de hoy, y sobretodo que sigas adelante con las cosas que escribes al final de tu post, ánimos y un beso violeta,
    Maribel

    ResponderEliminar
  10. Rebe, a todos nos ocurre que reaccionamos a base de sustos. Es lo imprevisto, lo frágil o lo indeterminado de la vida lo que nos levanta de un sopapo de la monotonía inercial que nos abraza y nos aletarga.
    Aprendemos de forma discontinua.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. DARTHPITUFINA no la olvidaré, al menos esta vez no tenía los dedos cruzados debajo de la mesa.

    MARIBEL gracias, supongo que el tiempo pasa y atenua un poco los sentimientos, sigo, como hace todo el mundo.

    YANDROS y por qué será que nos volvemos a acostumbrar tan pronto y olvidamos tan rápido. No quiero romper mi promesa, pero sé que a veces soy capaz de traicionarme a mí misma. Debería sonar una alarma cada vez que pensamos de forma estúpida.

    ResponderEliminar
  12. Ultimamente las tragedias se han pegado a mi y no comprendo. Mis amigos han perdido madre y padre en razon de dos semanas. Y siempre tras las muertes vienen preguntas que ni uno sabe responder, mucho menos aconsejar.

    Igualmente se trata de tristeza y extrañar, ausencias que no tratan de distancias, uno puede estar cerca y estar ausente de igual manera.

    Lo bueno que esa persona fue alguien, y seguirá siendo en tu presencia. A lo que muchos buscan... trascender... o a lo que nadie espera y sin darse cuenta lo termina siendo en los amigos.

    Deberias escribirle la carta, sin duda alguna.

    Lamento la pérdida, realmente.

    Besitos.

    ResponderEliminar
  13. Gracias PIANTADA, sí se trata de extrañar y del peso que tuvieron en tu vida, mucho o poco, pero lo tuvieron. Estoy reuniendo el ánimo para escríbirle, aunque me cuesta, porqué es como asumir que es definitivo.

    ResponderEliminar
  14. América: Los que te "descubren" y pasan por tu vida, saben que conocer a una persona como vos, es un regalo de la vida. Tu amiga se ha ido, pero te dejó algunos regalos y vos le diste algo tuyo también.

    Las personas pasan por nuestras vidas por algún motivo -no soy de las que cree en las casualidades-. y nos dejan algo suyo que llevamos con nosotros: lindos momentos, risas,fortaleza, a veces algunas lágrimas que permiten que nuestros ojos se limpien y vean un nuevo camino.Sí, un nuevo camino, pero esta vez ya tenemos más conocimiento para recorrerlo.
    Besos!

    ResponderEliminar
  15. LA QUE VIVE AL LADO, yo tampoco creo en las casualidades, analizo que era lo que tenía que aprender de todo esto y creo que todo es bueno, y le doy las gracias, y no la olvido, soy más yo gracias a ella. ¿Qué más puedo decir?

    ResponderEliminar
  16. Que bonito!!! Claro que tienes que seguir unida a sudamerica y queriendo, porque yo también soy de allí y las playas... y los pericos.... y los Andes....

    ResponderEliminar
  17. LILA demasiadas cosas en poco tiempo, supongo que quería desligarme un pelín de ese continente, un paraguayo, un colombiano y un peruano con un resultado estrepitoso para mi corazón creo que han sido más que suficientes, pero ese libro, me recordó que lo quiera o no lo quiera le tengo un profundo cariño a esa tierra que ni siquiera es mía.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

LA MOSCA NEGRA

A veces tengo miedo de creer demasiado, de pensar que hay una parte que desconocemos, de que hay cosas que suceden y parecen no tener explicación. Nunca he querido darle demasiadas vueltas, mi lado precavido me previene contra todo aquello que desconozco, me pueda causar un mal o no.
Pero antes de ayer la vi, como tantas otras veces en que esta a punto de suceder lo inevitable. Revoloteaba por el techo de la habitación con su cuerpo gordo y negro y agitaba las alas produciendo un sonido desconcertante que llamaba la atención. Estaba aguardando, dibujo un circulo y otro circulo y se quedo en ese cuarto en el que yo sabía que las cosas no pintaba bien.
La mire desafiante con el pesar de saber que ya no había vuelta atrás, había llegado la hora, y más tarde o más temprano, se pondría el punto final a una vida que ahora mismo agonizaba en una cama de hospital.
Me fui a casa y soñé, soñé con los acontecimientos del día, y volví a ver a aquella misma moscanegra que solía aparecer de vez en cua…

PRENEZ SOIN DE VOUS

Prenez soin de vous, Sophie Calle
Prenez soin de vous”, mi Sophie Calle que parece ya estar hecha a las despedidas y yo, pasados los días, convertida en una experta, leía estas últimas líneas en una misiva destinada a otra ruptura. Palabras que yo he utilizado cuando no quiero entrar demasiado en la intimidad de los “te quieros” o en el excesivo encadenamiento del “te echaré de menos”.
En esta ocasión Sophie se quedó pensando: “¿qué significa exactamente que alguien te diga “cuídate”?, 107 mujeres respondieron a su reclamo y una vez más, el dolor sirvió para crear algo bello, diferente e intimo.
Cuídate porque te quiero, pero tengo que irme, cuídate porque parece que no lo estas haciendo, cuídate y déjame tranquilo, cuídate, que yo nunca supe hacerlo, cuídate porque ya no tengo nada que decirte…
CUÍDATE.
Que yo, ya no puedo (quiero) hacerlo.”
Prenez soin de vous. Sophie Calle, 2007
¿Y qué significaba para mí “Cuídate”? Escrito por mis manos probablemente ocultaba los verdaderos sentim…

LA RANURA

Hace poco me hicieron una pequeña intervención, el mundo giraba alrededor de mí pero yo era un poco ajena a todo. Las circunstancias son lo de menos, los motivos secundarios pero los hechos son los hechos: todos fueron muy amables conmigo. Estaba acostada en una cama de la sala de recuperación, esperando que los minutos pasaran para poder ver a Mito y volver a casa cuando colocaron a una chica a mi lado. Ladeé ligeramente la cabeza y la vi gimotear, las lágrimas le rodaban sin cesar mejilla y cuello abajo, una enfermera intentó tranquilizarla pero a cambio sólo recibió más lágrimas, desconsolada, incapaz de pronunciar una sola palabra su rostro se descomponía y se difuminaba mientras yo repetíaen mi mente que había que ser valiente, desde mi indiferencia la entendí, a veces te impulsan los deseos, pero puede ser que esos deseos no lo justifiquen todo, no siempre los esfuerzos reciben su recompensa, ni siempre es todo justo, ni siquiera nada garantiza que cumplirás tus sueños, pero lo …