Ir al contenido principal

HONRAR LA VIDA




Tengo el día tontito como se suele decir. Cuando el cielo se pone de un gris cenizo y a una la invade la melancolía, me da por pensar que tengo que hacer más cosas atrevidas, pero luego un pequeño soplo de viento, arrastra una nube, se escapa un rayito atraviesa mi vaso de coca cola (sí está vez no es vino) y al ver el Arco Iris reflejado sobre mi mesa de trabajo paso del estado tontito al de boba.
“¡Bobita mía diría mi conciencia!” ¿qué andará incubando ahora mi cabeza hueca?.
Hace un par de semanas, hace un mes, supe que tenía que cambiar, evolucionar, progresar, y entonces empecé a buscar y a buscar, por debajo del corazón, entre los pulmones, revolviendo los intestinos, acariciando la pleura. Buscaba mi alma, esa que vaga distraída desde hace un tiempo ¿y dirán por qué buscar el alma y no lo de siempre: el corazón, la cabeza?, pues porqué en el alma estaba mi esencia, lo que había sido, lo que no encontraba, lo que cambio, lo que quería.
Alma se había quedado acurrucada, escondida junto a mi última costilla flotante. Me hizo pensar seriamente, coger un lápiz y un papel y ponerme a escribir todo lo que quería hacer, no eran cosas extrañas, ni arriesgadas, eran las cosas pospuestas que uno tiene que recuperar cuando piensa que ha empezado a perderse a sí mismo.
Y ese mismo día, descubrí a Eladia Blázquez que me invitaba a Honrar la vida y me dio vergüenza haber sido tan estúpida, dejarme ganar por la tristeza más veces que por la alegría, y atraje a otra mujer a mi vida con su voz ronca pero dulce a la vez, con derecho a hablar el idioma del amor, con un pasado trágico que yo no querría pero con la capacidad de insuflarme esa energía que ella no siempre tuvo, gracias también a ti Edith Piaff, que me diste un subidón pensando que la vida es rosa, cuando una la hace rosa y cuando como dice Eladia aprendemos a honrar la vida. Y aunque parezca sorprendente ha sido la música una vez más, las letras enganchadas a la rima, las que me han devuelto la alegría. Jamás podría vivir sin la música.

¡No! Permanecer y transcurrir no es perdurar,
no es existir¡Ni honrar la vida!
Hay tantas maneras de no ser,
tanta conciencia sin saber adormecida...
Merecer la vida no es callar y consentir,
tantas injusticias repetidas...
¡Es una virtud, es dignidad!
Y es la actitud de identidad ¡más definida!
Eso de durar y transcurrir
no nos da derecho a presumir.
Porque no es lo mismo que vivir...¡Honrar la vida!
¡No! Permanecer y transcurrir
no siempre quiere sugerir¡
Honrar la vida!
Hay tanta pequeña vanidad,
en nuestra tonta humanidad
enceguecida.
Merecer la vida es erguirse vertical,
más allá del mal, de las caídas...
Es igual que darle a la verdad,
y a nuestra propia libertad¡La bienvenida!...
Eso de durar y transcurrir
no nos da derecho a presumir.
Porque no es lo mismo que vivir...¡Honrar la vida!


http://www.youtube.com/watch?v=iZOLJ7a9mhY

Comentarios

eva ha dicho que…
tus últimas palabras han sido preciosas, espero q no te importe q las tome prestadas alguna vez
intrínseco ha dicho que…
acurrucada no, agazapada; aguardando saltar sobre la mía.





(biquiños)
S. ha dicho que…
Ainssss mi Rebe...ven aqui que te voy a dar un abrazo!
Claire ha dicho que…
Que entrada más bonita que has escrito. Yo a veces también echo de menos a la que fuí... será cuestión de hacer como tú y buscar a mi alma y ver qué me cuenta.
Me ha encantado, Rebeca.
Besos.
mariajesusparadela ha dicho que…
La que hemos sido no nos abandona nunca del todo.
Pero nos damos cuenta solamente a veces. Y eso nos hace sonreir.
Ralph ha dicho que…
Bonita canción y bonito mensaje el que nos transmite, desgraciadamente la vida no es color de rosa y siempre nos tiene guardadas las espinas. Saludos.
caminando despacio ha dicho que…
maravillosa entrada.
buscar, y saber encontrar...demuestra sabiduría y mucha sensibilidad.
gracias por una entrada tan hermosa...
Arkangel ha dicho que…
Yo tampoco podría vivir sin música..aunque a mi no siempre me da alegría..a veces me produce demasiada nostálgia.
Camaleona ha dicho que…
Me encanta esta entrada que desborda VIDA por todas partes...
Martín ha dicho que…
http://cordurainsana.blogspot.com/

Las idioteces que a uno se le puede llegar a ocurrir cuando esta al pedo a las 3 de la madrugada
Rebeca ha dicho que…
Claro que no EVA, son todas tuyas, aunque tampoco son mías.

INTRÍNSECO ¡qué camaleónico eres! no tanto así, sólo tratando de honrar la vida y no simplemente vivirla.

S. gracias niña, lo noto bien calentito!

CLAIRE supongo que no podemos evitar cambiar, la vida nos moldea, aunque a veces se echen de menos algunas cositas.

MARIA JESUS es verdad, no siempre somos conscientes de lo que fuimos y del por qué llegamos a donde estamos.

RALPH ni rosa, ni verde, ni gris, ni roja. La vida esta llena de muchos tonos y matices, ni podemos ahorranos las tristezas ni tampoco las alegrías.

CAMINANDO DESPACIO gracias por tus palabras, seguro que es cosa de la primavera que me pone echa una verdadera tontita.

ARKANGEL depende del género musical, también a mí determinadas letras me revuelven las entrañas pero luego lo compenso por un poco de ritmo acelerado y unos meneos delante del espejo para no quedarme con demasiado mal sabor de boca, más vale salir a la calle contenta que tocada por las palabras de un musico que se inspiro un buen día en las cosas que le pasan a la gente común.

CAMALEONA supongo que tanta deshonra se merecía un poquito de enmienda por mi parte.
Anónimo ha dicho que…
Édith Piaf ajajaj qué viejitas estamos Rosita.

Gracias por tus palabras, me ha hecho gracia tu manera de levantarme el ánimo y además ha resultado, muchas gracias.
Rebeca ha dicho que…
Pues me quedo con eso LILA con que haya funcionado lo de levantarte el ánimo, aunque Edith Piaff no es un ejemplo de optimismo personalizado, ji,ji! viejitas pero igual de ricas, mi niña!!
DMDG ha dicho que…
Me has dejado con un nudo en la garganta... yo también quiero honrar la vida y cambiar!!!!.. Gracias!!!
Rebeca ha dicho que…
Lo dicho muchas veces perdemos el tiempo en ir viviendo y no honramos de verdad la vida.
GABI ha dicho que…
Por supuesto que hay que vivirla. Uno no puede pasar por ella de puntillas, así no se vive sólo se sobrevive.

Besitos!
Rebeca ha dicho que…
GABI será básico, pero hay mucha gente pasando de puntillas.
Noelia ha dicho que…
Holis Rebe!!!
Sorry por haber estado tan ausente... es que bueno un sin fin de decisiones y cosas q me atravesaron... pero eso no importa ahora... me estoy poniendo al día con vos...
Una vez más es como si te hubieras metido en mi cabeza... no puedo dejar de identificarme con lo que escribis y no puedo dejar de recordar esos días grises que sé tener y que personas como vos me obligan a ver el color de rosa.
La música es mi mejor amiga, no tengo la capacidad de aprender a tocar a algun instrumento ni la voz para hacerle honor pero la disfruto y no puedo vivir sin ella...
Simplement gracias y un beso ;D
Rebeca ha dicho que…
NOELIA yo también tengo que ponerme al día, se me acumulan las lecturas y os echo de menos. A lo mejor exagero, pero yo creo que la música me ha hecho como soy y me ha creado mi particular visión de la realidad.
Palmoba ha dicho que…
como me gusta!! cuanto la escucho!!
Rebeca ha dicho que…
Pues ya somos dos enamoradas..de la canción y de la vida.

Entradas populares de este blog

LA MOSCA NEGRA

A veces tengo miedo de creer demasiado, de pensar que hay una parte que desconocemos, de que hay cosas que suceden y parecen no tener explicación. Nunca he querido darle demasiadas vueltas, mi lado precavido me previene contra todo aquello que desconozco, me pueda causar un mal o no.
Pero antes de ayer la vi, como tantas otras veces en que esta a punto de suceder lo inevitable. Revoloteaba por el techo de la habitación con su cuerpo gordo y negro y agitaba las alas produciendo un sonido desconcertante que llamaba la atención. Estaba aguardando, dibujo un circulo y otro circulo y se quedo en ese cuarto en el que yo sabía que las cosas no pintaba bien.
La mire desafiante con el pesar de saber que ya no había vuelta atrás, había llegado la hora, y más tarde o más temprano, se pondría el punto final a una vida que ahora mismo agonizaba en una cama de hospital.
Me fui a casa y soñé, soñé con los acontecimientos del día, y volví a ver a aquella misma moscanegra que solía aparecer de vez en cua…

PRENEZ SOIN DE VOUS

Prenez soin de vous, Sophie Calle
Prenez soin de vous”, mi Sophie Calle que parece ya estar hecha a las despedidas y yo, pasados los días, convertida en una experta, leía estas últimas líneas en una misiva destinada a otra ruptura. Palabras que yo he utilizado cuando no quiero entrar demasiado en la intimidad de los “te quieros” o en el excesivo encadenamiento del “te echaré de menos”.
En esta ocasión Sophie se quedó pensando: “¿qué significa exactamente que alguien te diga “cuídate”?, 107 mujeres respondieron a su reclamo y una vez más, el dolor sirvió para crear algo bello, diferente e intimo.
Cuídate porque te quiero, pero tengo que irme, cuídate porque parece que no lo estas haciendo, cuídate y déjame tranquilo, cuídate, que yo nunca supe hacerlo, cuídate porque ya no tengo nada que decirte…
CUÍDATE.
Que yo, ya no puedo (quiero) hacerlo.”
Prenez soin de vous. Sophie Calle, 2007
¿Y qué significaba para mí “Cuídate”? Escrito por mis manos probablemente ocultaba los verdaderos sentim…

LA RANURA

Hace poco me hicieron una pequeña intervención, el mundo giraba alrededor de mí pero yo era un poco ajena a todo. Las circunstancias son lo de menos, los motivos secundarios pero los hechos son los hechos: todos fueron muy amables conmigo. Estaba acostada en una cama de la sala de recuperación, esperando que los minutos pasaran para poder ver a Mito y volver a casa cuando colocaron a una chica a mi lado. Ladeé ligeramente la cabeza y la vi gimotear, las lágrimas le rodaban sin cesar mejilla y cuello abajo, una enfermera intentó tranquilizarla pero a cambio sólo recibió más lágrimas, desconsolada, incapaz de pronunciar una sola palabra su rostro se descomponía y se difuminaba mientras yo repetíaen mi mente que había que ser valiente, desde mi indiferencia la entendí, a veces te impulsan los deseos, pero puede ser que esos deseos no lo justifiquen todo, no siempre los esfuerzos reciben su recompensa, ni siempre es todo justo, ni siquiera nada garantiza que cumplirás tus sueños, pero lo …