jueves, 29 de abril de 2010

DIGOXINA


Tengo la cabeza a 100 kilómetros por hora y el corazón a 300 revoluciones por minuto. Miro mis amapolas, aspiro el ramo de lilas y cilantros que he colocado estratégicamente en una estantería, me empapo del aceite de sándalo, husmeo la vela de coco frente a la lavanda seca del jarrón. Veo mi rosa de San Jordi secarse lentamente y pienso en muchas cosas.
A pesar de todos esos aromas que me acarician me siento decepcionada conmigo misma, por haber sido cruel, por haber dado un portazo y haberme encerrado en mi vida.
Mire a los ojos a aquel chico que me recordaba tantas momentos que él no sabía y le dije que jamás podría ser lo que él esperaba, que mi corazón estaba bradicárdico, que no tenía pulso en las muñecas, que una extraña resignación me recorría. Sentí su dolor nada más pronunciar las palabras, su cambio de expresión, sus ganas de salir corriendo. Y así se marchó, y entonces ese extraño órgano que tenemos en el pecho empezó a latir tímidamente, recuperó el ritmo, primero fue un perfecto ritmo sinusal y luego esa taquicardia auricular que se convertiría en una taquicardia ventricular y después en un flutter. “bum, bum, bum, bum” y la sangre bombeando por todas mis arterias. Y yo quería una digoxina, para calmar tantos cambios de ritmo.
Al sentir que otra vez dejaba escapar el amor, me sentí estúpida, había alterado mis necesidades y me había convencido que no soy una romántica, pero lamentable lo soy, y no puedo hacer nada para evitarlo, y estamos en primavera y sigo creyendo en aquellas canciones que se susurraban bajito, al oído, con las manos en la cintura y han dejado de existir, aunque no quiera admitirlo.
Y lo peor es que cuando alguien pierde algo (y pensaba que no le importaba) siempre quiere recuperarlo, aunque sea demasiado tarde. Supongo que peor que llegar tarde es no darse nunca cuenta. Empiezo a creer que en realidad siempre tuve suerte en el amor porqué me brindó algunos de los mejores momentos de mi vida.

26 comentarios:

Piantada dijo...

Querida. Si el momento que te dio el amor, fue bueno. Entonces supongo que tienes que valorarlo.

A veces mentimos con tanta conviccion que olvidamos que son mentiras. Irónico, nos lo terminamos creyendo nosotras mismas.

Romantica yo? Jamas. ja. Pero cuando me choca defrente, te toma de sorpresa y te niega la posibilidad de quejarte. Pues se siente.

Es demasiado tarde???... Peor sería negar tu realidad.

Besos y me gusto la imagen ajjajaja. tengo algo similar.

SRTA TEMPLARIA dijo...

Qué buen nombre de tu blog!

Jo T. dijo...

los momentos hay que guardarlos siempre :) y no pensar en el y si...

caminando despacio dijo...

No sé...entiendo muy bien lo que dices, creo que me pasa más de lo que quisiera, pero...
...pero me gusta pensar que el amor es algo tan fuerte y que revuelve tanto, que si aparece, somos incapaces de dejarlo ir por mucha represión, autoconvicción...etc.

Un abrazo y ánimo!

mariajesusparadela dijo...

Hacer o no hacer, decir o no decir...todo es un dilema.
Por eso es bonita la vida

Yopopolin dijo...

¿¿Sabes que yo tuve que hacer un seminario sobre la digoxina y digitoxina?? jajaja. que casualidad... su origen from Digitalis purpurea, su efecto en arritmias y cardiopatias, su mecanismo de acción, inhibiendo la bomba sodio-potasio en nuestras celulas, sus posibles aplicaciones aparte de las clinicas...

buah, que remember estoy haciendo en estos momentos!!! xDDD

P.D: vale no tiene nada que ver con lo que cuentas, pero me he emocionao... xD

Trasto dijo...

Me quedo con tu última frase "empiezo a creer que en realidad siempre tuve suerte en el amor porqué me brindó algunos de los mejores momentos de mi vida" ¿y no es bonito esto? pasamos todo tipo de experiencias en el amor, pero en algún momento ha llegado a ser bonito... asi que quedate tu también con eso ;)
Besos guapa!

Nadia dijo...

A mi me ha pasado algo parecido, pero quizá es por que dí una oportunidad que no me arrepiento, y dejé que el ave volara a un nido más cálido que el que yo podía ofrecerle.

No sé, no soy romántica, pero aún sin serlo si creo en el amor, pero si el amor (o a lo que llamamos amor) me hace daño, suele apagarme. Pero siempre hay que dar oportunidad, y quizá tú aún la tienes.

Noelia dijo...

Duele, pero el romance no murió y está ahí diciendote que todo va a estar bien. Quizás no era el momento, quizás ahora lo sea...
Cosas del destino Rebe (te molesta que te diga Rebe?)ya va a llegar o volver (chi lo sa?)... ten fe, como esta solitaria y cobarde empedernida...
Desde el otro lado del charco: Fuerza amiga!
Un beso y un abrazo...

Deep Blue dijo...

Hola, no pude evitar que mi corazón latiera a mil por hora... es inevitable verse en esa misma situación.

Al comienzo de mi relación intenté terminar con mi novio, gracias a dios no tomé esa decisión, aunque el no me lo permitió tampoco.

Ahora estamos a horas de cumplir un año juntos... espero que no te arrepientas en unos meses más...

Saludos.-

Deep Blue dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Sara dijo...

Recuerda los buenos momentos como eso...como buenos momentos y fin. Y date nuevas oportunidades :)

GABI dijo...

mmmmmmm.....¿entonces hemos cerrado la puerta y echado los cerrojos?......creo que tendrías que hacer una limpieza de primavera, que como todas consiste en limpiar profundamente mientras tenemos abiertas todas las ventanas y las puertas.

Si no es éste será otro, pero siempre hay que tener abierta aunque sea una rendija.

Muchos besos guapa!

S. dijo...

Eso es porque no has encontrado al hombre ideal...o el hombre que te guste,o que ése no te ha hecho tilín.
No cierres puertas,podrías dejar fuera alguien que te quiera y al que tu quieras de verdad.
Un besazo mi chiquitilla.

Mónica de los Siete Infiernos dijo...

Cuando valga la pena, no dejarás escapar el amor...

Claire dijo...

Si te has arrepentido de negarte a iniciar con él una relación, siempre estás a tiempo de rectificar o por lo menos de intentarlo, que respecto a él, no creo que en una semana cambien sus sentimientos hacia tí.. Como dices, más vale llegar tarde que no darse cuenta...
Besos y que vaya muy bien.

Camaleona dijo...

Igual piensas que no tienes nada que ofrecer porque lo que tenías para dar ya se lo han llevado... pero igual es que te mientes buscando excusas porque te da pereza volver a empezar. Con lo que mola tener la cabeza a cien y el corazón a trecientos y escalofríos por todo el cuerpo...

S Boleyn Ayres dijo...

Si te brindo al menos un momento bueno, vale toda la pena del mundo =)

Besos Rebecaaa =)

Ralph dijo...

Yo creo que si no sientes nada por la otra persona mejor ser franca que darle falsas esperanzas. Ya llegará esa persona que te haga sentir de nuevo, no tengas prisa. Saludos.

Arkangel dijo...

Nunca he sido partidario de cerrar puertas por que si, a no ser que hayan pasado cosas que obligen a ello..y en este caso creo que no ha pasado todavía nada como tener que hacerlo..pero en fin yo no valgo para dar consejos y desconfiaría de quién me hiciera caso..

desoriente dijo...

tampoco soy un romántico, y
-lamentablemente- no puedo hacer nada para evitarlo, excepto

seguir creyendo.

(en la primavera, en el otoño también. El verano es para aguardarte a cielo abierto)




biquiños

MoN dijo...

Dicen que es mejor perder, o darse cuenta tarde que nunca sentir nada....

Yo no se si estoy muy deacuerdo con eso....

yo creo q era mas feliz cuando sentia menos!!!!

pero rebeca, yo creo que hay que experimentar muchas cosas hasta llegar a esa persona con la cual seguir de la mano con ochenta años, tal y como estan las cosas ahora!!!

Jauroles dijo...

Me encantó toparme, de rebote, con tu blog. Lo poco que he leído me ha gustado. Transmites con sencillez y eso me gusta. Volveré por aquí y cuando pueda seguiré leyendo entradas antiguas.

Un saludo y enhorabuena por tu blog.

Rebeca dijo...

PIANTADA pues me quedo con lo bueno y en que a veces necesitamos mentirnos un poquito para echar para adelante aunque nos equivocamos, supongo que en el fondo, nunca es demasiado tarde para según que cosas.

SRTA TEMPLARIA gracias, me he sentido Bridget mucho tiempo, así que no podía ser de otra manera.

JO T los y si ya han pasado, así que tienes toda la razón, mejor no pensar en ellos y actuar en consecuencia.

CAMINANDO DESPACIO yo siento que tenemos miedo a sentir demasiado, de manera que ese amor ciclónico del que hablas es difícil que aparezca.

MARIA JESÚS la vida no podría ser de otra manera ¿verdad? la belleza la componen todas nuestras decisiones, todas nuestras incertidumbres, todas las ganas de que cada día te sorprenda.

YOPOPOLIN te veo un poco mal, ji, ji, a mí me has hecho pensar en mis pacientes y sus digoxinas, nada que tenga que ver con este post.

TRASTO claro que sí, un montón de momentos bonitos, por eso nos fastidia tanto cuando se acaba.

NADIA supongo que no hay que dar portazos al cerrar las puertas, simplemente dejar una pequeña rendija y dejarse llevar.

NOELIA, claro que me puedes llamar Rebe, ningún problema! el destino es sabio y yo confio en que sabe porqué pasan ciertas cosas y porqué se siente como se siente.

Rebeca dijo...

DEEP BLUE lo cierto es que cambié de idea, supongo que el miedo del principio te hace echar un paso atrás.


SARA lo importante es seguir abierto que te sucedan cosas, digo yo.

GABI al final he seguido tus sabios consejos.

S. las desilusiones de los últimos meses, que me han hecho un poco cabeza dura, pero superado, ya está.

MÓNICA supongo que el corazón es mucho más listo de lo que aparenta.

CLAIRE así lo he hecho,y no, no habían cambiado sus sentimientos.

CAMALEONA ¡me has pillado! me daba mucha pereza volver a empezar.

S BOYLEN AYRES visto así...

RALPH prisa ninguna, sólo que empecé a sentir y entonces pensé que tal vez me había equivocado.

ARKANGEL pues yo creo que tienes razón en muchas de las cosas que dices ¿vas a desconfiar de mí?

DESORIENTE sí todos decimos que no somos románticos, pero en el fondo siempre estamos buscando ese algo.

Rebeca dijo...

MON tal y como están las cosas, lo de los 80 años me parece una verdadera utópia, a lo único que puede aspirar uno es a conformarse con lo que tiene día a día.


JAUROLES gracias por tu visita y por tus palabras, y evidentemente, bienvenid@