Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de febrero, 2009

SOBRE LO POSIBLE Y LO IMPOSIBLE

Una vez alguien planteó que no era posible amar a dos personas a la vez, supongo que debía ser algún cristiano ferviente convencido de que el amor perdura más allá de lo bueno y de lo malo y que por tanto una vez instauras tu compromiso ya no volverás a amar a nadie.
Yo hoy me sigo planteando la duda de sí es posible. Supongo que depende de lo que cada uno entienda por amor y las acciones que se imponga para demostrarlo.
“Toc, toc” latiditos está haciendo presión en mi pecho, cree querer a dos personas a la vez, aunque he tratado de convencerlo por todos los medios de que eso no es posible.
Pero latiditos insiste, se debate entre el pasado de algo que jamás termino y tuvo tiempo a ser idealizado y lo nuevo, lo presente que poco a poco ha dejado que le quieran a ratitos.
Visto así eso todavía no es amor, ese requiere absoluta exclusividad y dedicación, latiditos sólo está encaprichado, esta evaluando los pros y los contras y decidiendo que es el que más le conviene, o si a caso no le convi…

SABOREANDO LA VIDA

Últimamente se esta convirtiendo en una mala costumbre eso de andar por la Ciudad Condal a horas intempestivas y totalmente sola. Suerte que la más cercana de las veces ya no hacía tanto frío y la ciudad a las tres de la mañana seguía más despierta que nunca.
Mis caderas tintineaban con cada paso porqué había decidido que no había nada mejor para pasar por una verdadera bucanera que atarme uno de mis pañuelos de danza del vientre a las crestas iliacas. Aunque a lo largo de la noche descubrí que más bien la seda y las moneditas, junto con los colores estridentes de mi traje, habían conseguido que la gente, (Batman y todos los súper héroes de Nueva York que habían viajado hasta aquí gracias a la teletransportación), pensaran que era una pitonisa y que en mi mano estaba adivinar la buena fortuna de todo el que se me cruzara (en epocas como está no es muy difícil decirles a los super heroes que van a tener más trabajo que nunca).
La prepotencia de un inglés disfrazado de romano (siempre he …

MI MADRE ES UNA BRUJA

Tanto tiempo haciendo teatro y no me sirve para nada, sea como sea las madres tienen una especie de chip en el cerebro que se pone en funcionamiento en tu presencia y hace que adivinen lo que estás pensando.
¡Odio cuando la mía hace eso! Me hace sentir desnuda y como si no tuviera secretos para sus siete sentidos, y digo siete, porqué el sexto sentido lo tiene por ser mujer y el séptimo viene de la mano de haber tenido hijos.
Mi hermano y yo siempre andamos maquinando en contra de parecernos con el paso de los años a nuestros padres, sin embargo, la historia se repite y hay cosas que parecen inevitables por mucho que tú te esfuerces. Ella nos escucha desde lejos, haciendo que se entera de todo lo que decimos, aunque estemos usando el inglés como un lenguaje secreto. Entonces se indigna porqué cree que hablamos de ella, frunce el ceño y monta su pequeño escándalo, sin acordarse de que hagamos lo que hagamos cuenta con su arma más poderosa: ser madre.
Me puse a rebuscar en los armarios con…

SALUD, DINERO Y AMOR

“I feel good, nanananana...! (gallo) I fel good, nananananaa! Ya era hora que me levantara dando volteretas y haciendo un salto mortal como decían los hombres G, y es que el rallito ha empezado a colarse entre las tinieblas.
El problema es que tan acostumbrada estoy a dar pena y a llorarles a los demás sobre lo triste y desamparada que esta mi vida: “que si yo no tengo amor, ni dinero, ni casi salud...”, que ahora me voy a tener que inventar algo para que se sigan compadeciendo de mí. Aunque cuando me clavan la mirada mientras escuchan una vez más mi lacónico, pero ya gastado discurso, sé que en el fondo andan pensando: “venga ya, no, por favor, no una vez más, no”, y en su mente aparecen pegándose un tiro.
Aprobé la oposición, después de mis infinitas quejas, ¡soy funcionaria!. También aprobé mi último examen de psicología, así que creo que con esto se soluciona el tema del trabajo y de rebote el del dinero.
He vuelto a hacer algo por mi salud: regresé al gimnasio, y la vuelta ha estad…

LAPSUS LINGÜÍSTICO

Mira si Freud no se hubiera hecho tan famoso yo no tendría esos problemas. La gente no andaría absolutamente pendiente analizando los que sale por tu boca y absolutamente convencida que realmente lo que tú querías decir era una cosa y no otra porqué el subconsciente ha decidido escaparse por tus palabras.
Estaba dando un abrazo fuerte, y Toto que estaba más simpático, se enfadó. Somos amigos, y eso que él ha sido muchas veces un verdadero estúpido, pero que me tendiera la mano cuando más triste estaba hace que le perdone casi todo.
Además está el hecho de que los dos bebimos mucho. Nos dio por ahogar las penas por no tener con quien celebrar San Valentín con una botella de vino cada uno, la mía de rosado, y él la de tinto, que considera más acorde a su siempre reivindicativa masculinidad.
“Rebeca, cuando bebes te pones muy pesada ¡no has parado de hablarme en inglés” y seguramente un inglés ininteligible causado por una lengua atropellada y una conciencia poco focalizada.
Medio mareada es…

SURREALISMO

¡Surrealista! Esa es la frase que usa mi prima número 6 cuando algo le parece fuera de lo común en el sentido negativo. Surrealista para mí se encuentra mucho más allá de la realidad, en un mundo rodeado de sueños y objetos que se deshacen, que cambian, que se acercan y desaparecen. Los surrealistas le dan muchas vueltas a las cosas, pero su punto de locura, definitivamente les convierte en genios.
Un surrealista hace de su desgracia su mayor logro. Mira Dalí, igualito que a Van Gogh le pusieron el nombre de su hermano difunto (Salvador) y sin embargo, en lugar de pensar en que había nacido muerto, pensó que había conseguido algo tan mágico como una reencarnación, o al menos eso le dijeron sus padres, cuando lo arrastraron hasta la tumba del hijo mayor.
Toto y yo estábamos de pie en Cadaqués, contemplando esa maravillosa cala y a todos los bohemios que buscan contagiarse del arte que inspiró a otros, mediante una vida de retiro, de contemplación o por el contrario, mejor si puede ser co…

LA TIERRA EN TU CUERPO

Es extraño el nacionalismo, pero lo cierto es que uno pertenece a donde siente, independientemente de lo que otros digan que debes hacer o decir para ser un verdadero integrante de tal comunidad o de la otra.
Yo que tengo un espíritu aventurero, estoy encantada con ser un poco de todos lados: catalana de nacimiento, andaluza por descendencia y un poco paraguaya porqué se me pego el acento. ¡Y añado! Cada uno de los lugares que he visitado han dejado marcas en mi cuerpo.
Mi hermano apareció hace un mes con un escudo tatuado en el brazo: La bandera de Cataluña. He de reconocer que me encanta la historia del conde Guifre el Pilós, en la que el rey coge su sangre y marca las cuatro barras sobre un escudo de oro y así nace la senyera. Mi Pepote estaba sumamente orgulloso de su acto vandálico, porqué es evidente, que lo de dejar su cuerpo mancillado por la tinta, lo hizo sin en el consentimiento de mis padres y casi provoca un nuevo infarto en mi padre y un ataque asmático en mi madre. En mí …

POR SAN VALENTÍN

Valiente. Por un momento se me olvidó que yo era valiente. Pero lo he sido y eso demuestra que si las circunstancias me lo piden lo volveré a ser.
Una vez le rompí el corazón a alguien, no porqué yo quisiera, si no porqué no me paré a pensar. El ser humano nunca aprecia lo que tiene hasta que lo pierde. Y los errores difícilmente son perdonados cuando lo que hieres es el corazón de un ser amado.
Él cogió un avión, con el espíritu inquieto me miró a los ojos y me dijo: “se acabó, no nosvolveremos a ver”, aunque eso no ha sido cierto.
Durante dos meses me quedé mirando al cielo, contando todos los aviones, preguntándome de dónde venían y a dónde iban, y soñando con que tal vez alguno lo trajera de vuelta a mi lado.
Me quite el anillo de mi dedo y lo guarde en una caja de madera, para enterrarlo como un recuerdo y no como una promesa.
Sin embargo, el amor me hizo reaccionar. El dolor de mi pecho era tan grande, y quería decir tantas cosas, que llena de una nueva energía rescaté mis ahorros y …

GINGER JENGIBRE

Una cosa que he aprendido después de ir a unos cuantos restaurantes es que nunca te debes fiar de lo atractivo que parezca en nombre del plato que se exhibe en la carta.
Mis intentos de arriesgarme han hecho que me salga el tiro por la culata casi siempre y que acabe prefiriendo lo bueno conocido que lo malo por conocer (sí, tal cual suena, escrita en ese orden).
Otra cosa que me ha enseñado mi limitada experiencia, es que a veces mis esfuerzos por guardarme un huequecito para el postre, no compensan para nada.
El viernes por la noche mi prima número 6 y yo decidimos arreglar el mundo mediante una cena llena de suspiros, en la que ella me compadecía por la visión pesimista de mi vida, mientras trataba de influir en mí con su renovada dosis de alegría desde que esta enamorada.
Ella hablaba sin parar, que si mi chico por aquí, que si mi chico por allá, y yo devoraba el arroz chino (los restaurantes chino empiezan a ser un verdadero ritual para las reuniones de mi familia). Me pregunto que m…

WAKING LIFE

Me levante un poco más profunda de la cuenta. Tras ver Waking life mi cabeza empezó a dar vueltas con todas esas ideas sobre el ser humano.
Hace 8 años decidí hacer enfermería psiquiátrica como asignatura optativa. Con más miedo que otra cosa me enviaron al Hospital Clínico para que hiciera unas cuantas prácticas. Fue así como entré en contacto con: Juan el Bautista, la Virgen María y hasta con un Napoleón. Los tres tenían en común creer firmemente en que el fin del mundo se hallaba excesivamente cerca, y coincidían en su seguridad en el hecho de ser la viva reencarnación de un personaje famoso, eso y pasarse el día afirmando que a ellos no les fallaba ninguna neurona. Nadie quiere ser la reencarnación de alguien que simplemente vivió la vida sin que alguien se acordara de hablar de sus paso por ese transito.
Vistas las cifras de población (somos muchos más que hace unos cuantos siglos) se hace difícil creer en las reencarnaciones.
Un buen día inventamos el lenguaje por nuestra necesidad…

FLAN

A estas alturas ya he dado bastantes pistas sobre el carácter de mi hermano. Mientras yo procuraba ajustarme la ropa con un mínimo de orgullo, él se tendía boca arriba en mi cama presumiendo de leer uno de esos tratados de economía que lo único que pueden provocar es un bostezo soporífero tras la primera página.
Delante del espejo, hacía ejercicios para quedarme con todo el aire dentro para poder encoger al máximo la barriga y apretar las nalgas, bajando los hombros y manteniendo el pecho bien firme arriba.
Él levanta uno de sus ojos por encima de las tapas del libro. Me mira con un poco de desdén y de repente lo veo como un ser cubierto por pelos de lana y ojos redondos, que miran hacía un punto indeterminado. Él es mi alter ego, mi parte oscura, el que sentencia y al que le importan un carajo todo el rollo de los sentimientos, el respeto a mi persona y lo delicada que sea para enfrentarme a la vida.
“te tiembla todo” “¿qué” “que te tiembla todo, eres como un flan” “no, no... lo que ves…

HUIR DEL DESTINO

En mis momentos más optimistas pienso que todo depende de mí, en mis momentos más pesimistas que todo depende del destino. Curiosamente, a pesar, de estar en el medio le he puesto un poco de fe a mis actos aunque siga pensando que hay algún tirititero que se divierte moviendo marionetas a su antojo, cruzando hilos, provocando desastres y de vez en cuando algún que otro acierto.
...¡Tic, tac! ¡Tic, tac! ¡Sí tiene que existir un destino!
Hace tiempo, cuando todavía rondaba por todo el hospital, me encontré con un paciente que conocía por sus ingresos frecuentes en el servicio de cirugía vascular. Su enfermedad había evolucionado hasta tal punto que ya no había ninguna cirugía que pudiera solucionar su situación. Los médicos hablaron con él. Tenía gangrenados algunos de los dedos del pie y sufría terribles dolores por tener ocluidas las arterias, ellos le dijeron que tenían que amputarle la pierna. El hombre se negó de forma rotunda. Decidió que prefería convivir con el dolor y arriesgarse…

UNA DE PRINCESAS

Mi crisis me ha llevado a plantearme que quiero cambiar de trabajo, aunque en medio de la crisis global ya me han advertido que eso es muy complicado, quizás debería esperar, pero hasta eso me tiene cansada.
También he planificado volver a casa de mis padres, eso significa dar dos pasos atrás para volver a encontrar el rumbo (sigo las indicaciones de mi hermano). Necesito poder hacer cosas sin tener que ir contando las monedas que me quedan en el bolsillo y sin rezar que este mes por un casual mi nomina haya quedado engrosada de forma mágica.
Quién sabe, con lo cobarde que soy, puede que todo eso quede como tinta en un tintero, absolutamente negra y estancada, esperando que alguien se decida a mojarla.
He dejado de contar estrellas, lo cual me tiene un tanto preocupada, porqué si no las cuentas quiere decir que no sueñas ¿y quién no tiene sueños a dónde va a parar?
El mundo debería ser distinto ¡maldito capitalismo! ¡Ahora ya no podemos vivir sin trabajar! Pero si lo que yo quisiera es es…

BRIDGET EN LA GUERRA

Hay juegos que son realmente complicados, en donde las reglas no las pones tú, intentas ponerlas pero rápidamente el enemigo despliega su táctica y te convence de que si quieres conseguir tu objetivo deberás seguir sus propias normas.
El viernes me dejaron plantada ¡sí señor! A una chica como yo hay gente que la deja plantada, los fenómenos más raros suceden en este mundo. Desde luego que el caviar no esta hecho para el paladar del asno (sé que la frase no era exactamente así, pero qué más dará, lo que importa es el subidón de autoestima como droga dura que me inyecto a mí misma).
Cuando mi móvil parpadeó media hora antes del encuentro con un mensaje en el que me pedían disculpas pero aseguraban no poder acudir, note que mi yugular se iba inflando a un paso acelerado: “¡Es la segunda vez, la segunda vez que me plantan y sin ninguna explicación!”. La suma es fácil: mala semana en el trabajo + plantón = a genio incontrolado. Mi respuesta voló en un mili segundo para decir lo decepcionante…

EL CHOCOLATE ESPESO

Lunes...me he pasado toda la semana trabajando, de manera que no lo estoy saboreando ni de lejos como si fuera un verdadero lunes.
Entre tanto cielo gris y lluvia, combinación que sólo invita a quedarse en casa y moverse tal cual describe el anuncio de Ikea “del sofá a la cama y de la cama al sofá”, yo abrí mi paraguas lila de topos negros y salí a la calle a pasar otra entretenida tarde en el hospital.
Como recompensa y en honor al domingo, en cuanto llegué a casa a las once de la noche puse a explotar una bolsa de palomitas en el microondas y me metí bajo las sábanas dispuesta a ver película tras película hasta las cinco de la mañana, entre sorbos de coca cola siempre light. Lo cierto es que sólo sobreviví al final de una de las películas y al principio de la primera, pero así me creí que el domingo lo había pasado como Dios manda: descansando.
Y es que hay semanas que más vale no asomar ni siquiera la cabeza. Desde el principio las cosas empezaron mal. Tengo unas cuantas buitres leona…