Ir al contenido principal

LA EMOCIÓN ES UNA BRÚJULA

Es sorprendente la facilidad con la que pasamos de un estado de ánimo a otro, nuestras emociones fluctúan de forma continúa y causan en nosotros un vaivén de sensaciones que a veces incluso resultan incomprensibles para quien las padece
Supongo que en parte es debido al hecho de que hemos aprendido " a emocionarnos", en el sentido de que en según que circunstancias la emoción no es algo tan innato como se le presupone. Nos enseñan que hay que sentirse triste y llorar en los entierros, que debemos sonreír y sentirnos satisfechos si recibimos un premio fruto de nuestro trabajo, que en una reunión seria está prohibido reírse, que si alguna vez nos saltamos alguna norma social la experiencia que le debe acompañar una vez descubierta nuestra falta es la vergüenza, y así en un sin fin de momentos, emoción es lo que nos han dicho que tiene que ser y nada más.
También son muy complejas, el diccionario esta lleno de palabras que tratan de describirlas y sin embargo, en momentos decisivos nos parecen escasas. Nos hemos acostumbrado a moverlas dentro de una escala de positivo y negativo, plagada de grados e intensidades, y gracias a esta escala, nuestras emociones son nuestra brújula en la vida, aquello que nos permite reconocer lo que será bueno para nosotros y de lo que deberemos salir huyendo.
Las emociones se retroalimentan de nuestra consciencia, de nuestra capacidad para analizarlas y reflexionar sobre ellas, y si tenemos éxito, poco a poco, podemos reconvertirlas y dejar al lado el polo negativo y tratar de disfrutar de la vida.


Por las mañanas cuando suena el despertador siento: pereza, luego desilusión porqué se acabó el descanso, luego alegría porqué empieza un nuevo día, luego rabia porqué el cuarto de baño esta ocupado y llegaré tarde otro vez, luego satisfacción cuando consigo combinar perfectamente la ropa, ira en medio del atasco de trafico, alegría escuchando el programa de la radio donde acaban de poner mi canción favorita, miedo cuando llego a trabajar y no sé lo que me espera, vergüenza cuando la jefa me ve entrando diez minutos después de la hora, incertidumbre porqué no sé a quien conoceré hoy, cansancio cuando ya llevo 8 horas trabajando y en definitiva las emociones fluctúan y fluctúan....

Comentarios

Entradas populares de este blog

LA NOVELA CON MÁS AUDIENCIA DE LOS ÚLTIMOS AÑOS

Visto el panorama político sólo me queda el humor (el humor del Jueves para ser más concreta), esto promete, promete y mucho.




En efecto, la marmota Phil, augura 6 semanas más de desgobierno en España.


El Jueves lo tiene claro, estos son los que van a gobernar España.




ROMEO Y SU PROPUESTA INDECENTE

Escuchen la melodía de esta canción.



Ahora vuelvan a escuchar pero presten atención a la letra.
“Si te falto al respeto y luego culpo al alcohol,
Si levanto tu falda, me darías el derecho.
A medir tu sensatez, poner en juego tu cuerpo, Si te parece prudente, esta propuesta indecente.”
Mujer del  S.XXI se niega a esta falta de respeto. Bajo las notas de bachata puede parecer apetecible, pero Romeo Santos debería saber que el alcohol no es un excusa y que mucho menos para poner en juego el cuerpo de nadie, una mujer puede tener todo el derecho a decir que “No” en cualquier momento y por supuesto, un hombre también.
No Romeo, la respuesta es que tu propuesta indecente me ha puesto los pelos de punta, que me encantaría bailar bachata, pero que me niego a que me robes los besos que no te quiero dar, y que me lleves a un polígono a empañar los vidrios ¡se pueden ser más cutre! Y te anunció que si vengo acompañada es porque estoy con quien quiero estar, con el que me respeta y le acepto las propu…

PASAR AGOSTO

Cual ancianita chilena estamos intentando pasar Agosto, para los que desconozcan el dicho, se trata de sobrevivir un año más al invierno sumando otro año de vida, un gran mérito cuando tienes 90 años y te enfrentas a las pneumonías en climas fríos. En el caso del hemisferio Norte, sobrevivir a esta maldita ola de calor que no acaba y cumplir un año más como manda la tradición augusta.
Ahora recuerdo porque prefería estar viajando en lugar de estar trabajando en los meses más cálidos, la gente se vuelve un poco loca con las temperaturas.
Y mientras, persiste el ajetreo político que parece que tampoco se ha ido de vacaciones: se convocan elecciones, según algunos con un significado que no es el que siempre ha tenido; en Grecia las bolsas se agitan después de hacer un referéndum, que no tiene ningún sentido, porque se acaba sucumbiendo a la Troika; Twiter y otras redes sociales se convierten en el baúl de donde sacar los pecados pasados; políticos que mienten impasiblemente negando haber …