Ir al contenido principal

FOZ DU IGUAÇÚ: MARAVILLAS DE LA NATURALEZA


Foz hace frontera con Ciudad del Este y sin embargo, el aspecto es diferente, porqué en lugar de concentrar el comercio, la mayoría de personas eligieron dormir en Brasil y trabajar en Paraguay.
En ella se puede encontrar una comunidad importante de libaneses que han construido una mezquita, con los minaretes apuntando al cielo, y de forma leve uno piensa que está en Estambul y no en el continente americano.
Pero las comunidades de libaneses no son las únicas que alberga la ciudad, la inmigración a lo largo de su historia ha sido tan importante como en otros territorios, de manera que la población se vuelve una mezcla variopinta de culturas y colores.
Como el lado paraguayo se esforzó y se centro únicamente en el comercio, si uno quiere encontrar un poco de ocio no le queda más remedio que cruzar la frontera en busca de alguna cafetería agradable, una película que ver, una copa al aire libre o incluso una partida de bolos degustando la mejor pizza.
Justamente en una de esos bares estábamos tomando caipiriña cuando descubrí un nuevo negocio. La música portuguesa flotaba en el aire gracias a un cantante contratado para la ocasión, en mitad del descanso una chica se acerco hasta nuestra mesa y nos ofreció un repertorio de canciones, con la posibilidad de que el cantante nos dedicara especialmente el disco en portañol, sólo teníamos que elegir las canciones y decirle las palabras que queríamos que fueran la introducción del disco. Inmediatamente el cantante nos paso la mano por encima y nos dedico la mejor de sus sonrisas, y luego se inventó algo de una princesa y un disco con todo el amor.
Como la región es la de las tres fronteras, es fácil que acepten cualquier tipo de moneda: guarani, real, peso, dólar o incluso euro. Sólo hay que solicitar a quien atiende que realice de forma automática la conversión a la moneda que uno elija.
Justamente Foz ofrece su propia panorámica de la región donde confluyen las tres fronteras: Paraguay, Argentina y Brasil. Desde su particular trozo de frontera, el Paraná se extiende inmenso, ocultando sus profundidades bajo una mezcla de grises oscuros, que se vuelven dorados con la puesta de sol, pero que parecen pinceladas de pintura plástica hechas a conciencia para conmover al espectador del cuadro. Pero en su viaje, el Paraná no está solo, junto a él, como un hermano pequeño el Iguazú camina solitario hasta unirse con las aguas turbulentas del Paraná.
Cada uno de los países tienen un monumento de piedra con los colores de su bandera, que grita lo que es de cada uno. Para Brasil el verde y amarillo, a conjunto con la selva que rodea el obelisco, bajo un concierto incansable de: aves, reptiles y mamíferos, ocultos entre las hojas.
Pero lo mejor de Foz no es todo eso, lo mejor son las cataratas que se encuentran a pocos kilómetros, que aunque convertidas ya en un negocio turístico que hacen pensar en que uno está a punto de entrar en Parque Jurásico, lo cierto es que ante tal maravilla de la naturaleza lo único que uno puede hacer es arrodillarse y disfrutar.
Los precios de la atracción están diferenciados según uno pertenezca al MERCOSUR o sea habitante de otro punto del planeta, los del primer mundo pagan más, y sin posibilidad de hacer trampas porqué tienes que enseñar el carné.
Antes de adentrarse en el parque, se advierte a todos que no se les ocurra alimentar a los coatíes que andan sueltos. Pensé que se trataba de un Tiranosaurius o algo así, y cuando vi a esas dulces criaturitas que parecían mofetas de color marrón con morro de oso hormiguero me parecieron inofensivas, hasta que las vi asaltar los cubos de basura de diez en diez como si fueran ratas asesinas, con unos colmillos capaces de destripar a cualquiera que se interpusiera entre ellos y su necesidad fisiológico de hambre.
Un autobús te lleva hasta el lugar donde se encuentran las cataratas, y luego hay que bajar a pie para acercarse un poco más al agua, y cuanto más camina uno, más maravillado se queda. El agua brota por todas partes, salvaje e incontrolable, y a pesar de estar lejos su furia es tal que en el aire se condensan miles de gotas de agua que acaban mojándote. El arco iris aparece entre las rocas en más de una ocasión, las mariposas revolotean. La garganta del Diablo te llama con el goteo cantarín del agua golpeando contra las rocas desde su inmensa altura.

Comentarios

Entradas populares de este blog

LA MOSCA NEGRA

A veces tengo miedo de creer demasiado, de pensar que hay una parte que desconocemos, de que hay cosas que suceden y parecen no tener explicación. Nunca he querido darle demasiadas vueltas, mi lado precavido me previene contra todo aquello que desconozco, me pueda causar un mal o no.
Pero antes de ayer la vi, como tantas otras veces en que esta a punto de suceder lo inevitable. Revoloteaba por el techo de la habitación con su cuerpo gordo y negro y agitaba las alas produciendo un sonido desconcertante que llamaba la atención. Estaba aguardando, dibujo un circulo y otro circulo y se quedo en ese cuarto en el que yo sabía que las cosas no pintaba bien.
La mire desafiante con el pesar de saber que ya no había vuelta atrás, había llegado la hora, y más tarde o más temprano, se pondría el punto final a una vida que ahora mismo agonizaba en una cama de hospital.
Me fui a casa y soñé, soñé con los acontecimientos del día, y volví a ver a aquella misma moscanegra que solía aparecer de vez en cua…

PRENEZ SOIN DE VOUS

Prenez soin de vous, Sophie Calle
Prenez soin de vous”, mi Sophie Calle que parece ya estar hecha a las despedidas y yo, pasados los días, convertida en una experta, leía estas últimas líneas en una misiva destinada a otra ruptura. Palabras que yo he utilizado cuando no quiero entrar demasiado en la intimidad de los “te quieros” o en el excesivo encadenamiento del “te echaré de menos”.
En esta ocasión Sophie se quedó pensando: “¿qué significa exactamente que alguien te diga “cuídate”?, 107 mujeres respondieron a su reclamo y una vez más, el dolor sirvió para crear algo bello, diferente e intimo.
Cuídate porque te quiero, pero tengo que irme, cuídate porque parece que no lo estas haciendo, cuídate y déjame tranquilo, cuídate, que yo nunca supe hacerlo, cuídate porque ya no tengo nada que decirte…
CUÍDATE.
Que yo, ya no puedo (quiero) hacerlo.”
Prenez soin de vous. Sophie Calle, 2007
¿Y qué significaba para mí “Cuídate”? Escrito por mis manos probablemente ocultaba los verdaderos sentim…

LA RANURA

Hace poco me hicieron una pequeña intervención, el mundo giraba alrededor de mí pero yo era un poco ajena a todo. Las circunstancias son lo de menos, los motivos secundarios pero los hechos son los hechos: todos fueron muy amables conmigo. Estaba acostada en una cama de la sala de recuperación, esperando que los minutos pasaran para poder ver a Mito y volver a casa cuando colocaron a una chica a mi lado. Ladeé ligeramente la cabeza y la vi gimotear, las lágrimas le rodaban sin cesar mejilla y cuello abajo, una enfermera intentó tranquilizarla pero a cambio sólo recibió más lágrimas, desconsolada, incapaz de pronunciar una sola palabra su rostro se descomponía y se difuminaba mientras yo repetíaen mi mente que había que ser valiente, desde mi indiferencia la entendí, a veces te impulsan los deseos, pero puede ser que esos deseos no lo justifiquen todo, no siempre los esfuerzos reciben su recompensa, ni siempre es todo justo, ni siquiera nada garantiza que cumplirás tus sueños, pero lo …