Ir al contenido principal

LAS CHICAS LABANDA


Mientras China vive su exceso de población como algo realmente alarmante, Europa se preocupa por reconvertir a la mujer en una chica Labanda.
¡Qué ojo! ser una chica Labanda no tiene nada de malo, si es tú deseo serlo. Ser una chica Labanda significa cumplir a la perfección el perfil de esas: libretitas, bolsos y demás objetos de papelería ¡ah, y se me olvidaba y por supuesto de la famosa marca de botellas de agua! Es decir, una mujer, alta y guapa, que encaja en cualquier traje súper estrecho, que es rica tiene glamour y suele trabajar de secretaria, porqué en cualquier revista dedicada al público exclusivamente femenino y en la que aparece el decálogo de la oficina, suele aparecer la sugerencia: "cómo decorar tu oficina" (por ejemplo) "ejercicios en la oficina" (por ejemplo dos). ¿qué pasa? ¡es que todavía no se han enterado que las mujeres hacemos absolutamente de todo!
Es como en esos juegos que se prácticaban hace años, en los que te planteaban una historia y tú tenías que tratar de resolver como podía ser, pues ésta se me quedó bien grabada: un padre y un hijo sufren un accidente de coche muy grave y les trasladan de forma urgente al hospital, el hijo tiene que ser operado inmediatamente porqué si no morirá, pero cuando el cirujano ve al paciente le dice que le es imposible operar ¿por qué? y la respuesta era: porqué el cirujano era la madre del paciente. Pero sorprendía ver la cantidad de respuestas que se llegaban a dar antes de que alguien se le ocurriera que una mujer también podía ser cirujano, o llevar una moto, ser arquitecta, etc, etc.
Pues eso, que cuando leo los decálogos del trabajo, siento no poder aplicar ninguna de esos "consejillos" tan astutos que tratan de crear el ambiente ideal porqué existen cosas como: el estrés, los malos compañeros, los trabajos sucios, la falta de tiempo...que hacen que lo último que te preocupe es conseguir que la maldita planta que alguien te regaló se muera deshidratada.
Por otro lado, las chicas Labanda tienen suerte en la vida, todo les va absolutamente perfecto, a menudo les acompaña el típico Ken, que además de ser guapo es buena persona ¡demasiado! y encima si se quieren coger vacaciones en mitad del año lo pueden hacer y por supuesto no se van a conformar con irse a playa de Aro, ni hablar si se van lo hacen a lo grande: ¿qué tal un crucero por las islas Griegas? ¿un safari por Kenya?...
Ellas siempre están perfectas, da igual que estén haciendo deporte, que hayan dormido mal (miento, ellas nunca duermen mal) o estén enfermas (upps! tampoco enferman). La chica Labanda es siempre correcta, simpática, inteligente, dócil y nunca, pero nunca, se enfada. La vida les sonríe y por supuesto ellas le sonríen a la vida.
Pero las chicas Labanda no son de verdad, son otra forma sutil de machismo, en la que además de tener que luchar por ocupar su lugar en esta sociedad, tienen que mantener contento a esa otra mitad que es el sexo opuesto, que siguen anhelando su ideal.
Y cuando pienso en la chica Labanda, pienso que es un tema muy banal, porqué en China se calcula que 4 millones de niñas han sido asesinadas al nacer, porqué allí ser mujer no significa nada, porqué no eres productiva, porqué supones muchos más gastos, y de alguna manera eso quiere decir, que el capitalismo valora una serie de cosas, que son importantes, pero que hay otro trabajo, al que nos hemos dedicado las mujeres durante años que no da capital, pero que consigue mantener también esta sociedad, como por ejemplo: el cuidar, el administrar nuestra microeconomia familiar, el resolver absolutamente todos los problemas del mundo, el tirar de nuestra media naranja, etc, etc, etc.
Hace pocos días se descubrió que una de estas niñas chinas había sido intentada asesinar por sus abuelos. Ellos le introdujeron millones de agujas en el cuerpo, para matarla de forma disimulada , pero el cuerpo que también es muy sabio, que cuando se trata de un recién nacido, el principio de la vida prima por excelencia, hizo que la niña nunca enfermara, al contrario, creció, llegó a ser una adolescente, y cuando un día decidió acudir al médico por otro problema, al hacerle una radiografía descubrieron todas las agujas distribuidas por todo el cuerpo, algunas incluso alojadas en el cerebro.
Y yo me pregunto ¿hasta que punto somos capaces de no sentir ningún respeto por la vida? ¿hasta que punto si no existieran las normas sociales seríamos capaces de ser peores que animales?

Comentarios

Entradas populares de este blog

LA MOSCA NEGRA

A veces tengo miedo de creer demasiado, de pensar que hay una parte que desconocemos, de que hay cosas que suceden y parecen no tener explicación. Nunca he querido darle demasiadas vueltas, mi lado precavido me previene contra todo aquello que desconozco, me pueda causar un mal o no.
Pero antes de ayer la vi, como tantas otras veces en que esta a punto de suceder lo inevitable. Revoloteaba por el techo de la habitación con su cuerpo gordo y negro y agitaba las alas produciendo un sonido desconcertante que llamaba la atención. Estaba aguardando, dibujo un circulo y otro circulo y se quedo en ese cuarto en el que yo sabía que las cosas no pintaba bien.
La mire desafiante con el pesar de saber que ya no había vuelta atrás, había llegado la hora, y más tarde o más temprano, se pondría el punto final a una vida que ahora mismo agonizaba en una cama de hospital.
Me fui a casa y soñé, soñé con los acontecimientos del día, y volví a ver a aquella misma moscanegra que solía aparecer de vez en cua…

LA NOVELA CON MÁS AUDIENCIA DE LOS ÚLTIMOS AÑOS

Visto el panorama político sólo me queda el humor (el humor del Jueves para ser más concreta), esto promete, promete y mucho.




En efecto, la marmota Phil, augura 6 semanas más de desgobierno en España.


El Jueves lo tiene claro, estos son los que van a gobernar España.




ROMEO Y SU PROPUESTA INDECENTE

Escuchen la melodía de esta canción.



Ahora vuelvan a escuchar pero presten atención a la letra.
“Si te falto al respeto y luego culpo al alcohol,
Si levanto tu falda, me darías el derecho.
A medir tu sensatez, poner en juego tu cuerpo, Si te parece prudente, esta propuesta indecente.”
Mujer del  S.XXI se niega a esta falta de respeto. Bajo las notas de bachata puede parecer apetecible, pero Romeo Santos debería saber que el alcohol no es un excusa y que mucho menos para poner en juego el cuerpo de nadie, una mujer puede tener todo el derecho a decir que “No” en cualquier momento y por supuesto, un hombre también.
No Romeo, la respuesta es que tu propuesta indecente me ha puesto los pelos de punta, que me encantaría bailar bachata, pero que me niego a que me robes los besos que no te quiero dar, y que me lleves a un polígono a empañar los vidrios ¡se pueden ser más cutre! Y te anunció que si vengo acompañada es porque estoy con quien quiero estar, con el que me respeta y le acepto las propu…